Diferencias entre porcelanato y cerámica

Si estás pensando en renovar tu hogar o cualquier espacio, una de las opciones más populares para el revestimiento de pisos y paredes son los materiales cerámicos. Pero, ¿sabes realmente cuál son las diferencias entre porcelanato y cerámica

En este artículo te explicaremos las principales características y ventajas de cada uno de estos materiales para que puedas tomar una decisión informada.

El concepto de loseta cerámica

Primero, es importante entender que el término «loseta cerámica» se refiere a cualquier tipo de recubrimiento cerámico que se utiliza para pisos, paredes y fachadas. Esto incluye tanto los materiales de pasta roja y blanca como los porcelanatos o porcelánicos. 

Clasificación de las losetas cerámicas según su absorción

Las losetas cerámicas se clasifican según su absorción de agua en alta, media y baja o nula. 

Absorción de aguaTipos de losetas cerámicas
AltaPasta blanca, azulejos, muros convencionales, pueden tener un porcentaje de absorción de agua de hasta el 10%
MediaPastas rojas, naranjas, grésGrupo 2A: Absorción del 3 al 6%Grupo 2B: Absorción del 6 al 10%
NulaGrupo 1B: Absorción entre el 0,5% y el 3% Grupo 1A: Absorción menor del 0,5%

Los datos anteriores tal vez te pueden resultar algo técnicos, pero son de gran importancia para conocer el tipo de material y sus características de acuerdo al uso que le darás en tu proyecto de remodelación o de construcción.

Tipos de acabado en los bordes y superficie de losetas cerámicas

En cuanto a los tipos de acabado para los bordes y superficies de las losetas cerámicas, podemos encontrar acabados rectos, rectificados, antiderrapantes y grabados, tanto en losetas de pasta roja, blanca y porcelanatos.

Por el lado de los diseños, hay dos métodos principales: la serigrafía y la impresión digital. La impresión digital permite aplicar cualquier diseño en losetas de cerámica para lograr un acabado único y personalizado. 

Las losetas rectificadas se pueden instalar con una junta de boquilla de hasta dos milímetros, mientras que las de acabado recto necesitan una separación de entre tres y cinco milímetros para una correcta instalación.

Principales diferencias entre porcelanato y cerámica

1 Formato

La principal diferencia entre el porcelanato y la cerámica de pasta blanca o roja se encuentra en el formato disponible en el mercado. 

Los porcelanatos tienen un formato máximo mucho más grande que las losetas de pasta, que suelen ser de 60×60 cm. El porcelanato se produce en grandes tamaños, que pueden llegar a medir 120×240 cm, lo que permite una mayor uniformidad y continuidad visual en el revestimiento. 

Además, el porcelanato es más resistente que la cerámica, lo que lo hace ideal para espacios con mucho tránsito o para áreas exteriores.

2 Grosor

Otra diferencia importante entre el porcelanato y la cerámica es el grosor de las piezas. Los porcelanatos son más gruesos que las losetas de pasta, lo que los hace más resistentes a la rotura y al desgaste.

Por otro lado, una de las grandes ventajas de los porcelánicos es su resistencia y durabilidad. Debido a su proceso de fabricación, los porcelánicos son mucho más resistentes y duraderos que las losetas de pasta blanca o roja, por lo que son ideales para lugares de alto tráfico, como centros comerciales, hospitales o aeropuertos.

Por contra, una de las desventajas de los porcelánicos es que son más difíciles de cortar y manejar debido a su dureza y resistencia. También su precio es generalmente más elevado que el de las losetas de pasta blanca o roja. Sin embargo, si se tiene en cuenta su durabilidad y resistencia, los porcelánicos resultan una inversión a largo plazo.

3 Materiales

En cuanto a los espesores de los materiales según el tipo de loseta cerámica, podemos encontrar diferentes opciones. Por ejemplo, en las losetas de pasta blanca y pasta roja, el espesor más común es de 9mm, aunque también podemos encontrar opciones de 6mm y 12mm. En cambio, en los porcelánicos, podemos encontrar espesores de 6mm, 9mm, 12mm y hasta 20mm, siendo estos últimos ideales para instalaciones en exteriores o para crear superficies elevadas.

Conclusión

En resumen, las principales diferencias entre los porcelanatos y los materiales cerámicos de pasta blanca o roja radican en el formato y tamaño de las piezas, así como en su resistencia y durabilidad. 

Si bien los porcelanatos son más costosos y difíciles de manejar, su larga vida útil y su resistencia a la humedad y al tráfico intenso los hacen ideales para áreas comerciales y públicas. Por su parte, las losetas de pasta blanca o roja son más accesibles económicamente y pueden ser una excelente opción para áreas residenciales o de bajo tráfico.

Si estás trabajando con profesionales de la remodelación y/o construcción, estos datos los manejan muy bien. Si el proyecto de remodelación lo estás llevando a cabo por tu cuenta debes considerar esta información que generalmente es proporcionada por el fabricante para conocer las diferencias entre porcelanato y cerámica.

¡Exitos en tus proyectos!